ARRIBA

DÓNDE ESTÁ NUESTRA ESPERANZA

Hoy en día cuando vemos que la iglesia de Cristo está siendo perseguida solo por ir en contra de los pensamientos liberales que esta sociedad desea imponer, no debemos olvidar que lo más grande y maravilloso que nos pudo pasar en nuestra vida es que Jesús nos salvara, porque aunque pudiéramos pensar que fuimos nosotros quienes decidimos buscarlo, fue su gran amor  quien nos llamó para ser sus hijos, y es por esto que desde ese minuto nuestra naturaleza fue cambiada a través del Espíritu Santo, ya no para vivir de la manera que quisiéramos, sino de acuerdo a su voluntad plasmada en su palabra. Por esta razón no nos aferremos a las cosas de este mundo, sino que enfoquémonos en hacer la voluntad de Dios, no vivamos atemorizados por el futuro sino que confiemos en que estamos en el mejor camino, que aunque muchas veces vivamos dificultades, si somos completamente dependientes de Él, podremos experimentar la plenitud que Dios promete dar a nuestras vidas y poder un día estar en su presencia, ¡esta es nuestra esperanza!.

“Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, por su gran misericordia, nos ha hecho nacer de nuevo mediante la resurrección de Jesucristo para que tengamos una esperanza viva”

1 Pedro 1:3

Si hoy  estás enfrentando rechazos y problemas por causa del Señor, alégrate y piensa que un día podremos gozar la vida eterna que nos entregó a través de su salvación, enfócate en esto y sigue confiando que a pesar de las adversidades, y  a través de las pruebas y sufrimientos que son momentáneos nuestra fe crece, nuestro carácter cambia para ser transformados, para reflejar a Cristo a través de nuestra vida, esa será nuestra meta, no desmayar, seguir adelante a pesar de todo, absolutamente confiados, porque Él es quien nos protege.

“Esto es motivo de gran alegría, a pesar de que hasta ahora han tenido que sufrir diversas pruebas por un tiempo. El oro aunque perecedero se acrisola al fuego. Así mismo la fe de ustedes que vale mucho más que el oro, al ser acrisolada por las pruebas demostrará que es digna de aprobación, gloria y honor cuando Jesucristo se revele”

1 Pedro 1: 6-7

Deja tu Comentario